jul 012014
 

==> Esta entrada es el guión de una charla que di en el campus de cebada 2014

Presentación

Esta charla trata sobre las consecuencias políticas de que cada vez más aspectos de la vida cotidiana se realicen a través de las redes, un medio donde nada se borra y donde todo se transforma en datos fáciles de procesar, cruzar y sintetizar.

Me voy a referir a cosas sencillas y aparentemente nada trascendentales, como el paralelismo entre quejarse en el bar y quejarse en un foro de internet.

La importancia de la vida cotidiana

Y es que cuando se habla del rastro que dejamos en las redes normalmente se hace bajo la problemática de la privacidad, la criminalización o la libertad de expresión, pensamos en casos como que nos expíen el correo electrónico, que nos encarcelen por un tuit en contra del gobierno o que sea eliminada una página donde se hace alguna denuncia social.

Sin embargo el planteamiento de esta clase es que todo eso son las migajas, donde realmente está el negocio, donde está el poder es en todo lo demás, en los datos vulgares del día a día.

Partamos de la base de que las grandes empresas, los gobiernos, las élites… necesitan venderte la moto, y a la hora de venderte la moto tú y tus datos sólo sois importantes en la medida que eres un miembro anónimo e intercambiable de un colectivo mucho mayor.

Si eres el presidente del gobierno y tienes que ir a una rueda de prensa a decir chorradas y hacer malabares no puedes salir a lo loco, tienes que saber antes cuál es la principal preocupación de este mes para los españoles, si el paro o el terrorismo, tienes que saber cuáles son sus complejos, de qué pie cojean, cuáles son sus conflictos de interes, etc.

INE vs Redes sociales

Para verlo pensemos en el instituto nacional de estadística, este organismo recoge datos de todos los españoles y nunca nos hemos preocupado del INE en términos de privacidad, criminalización o libertad de expresión, y sin embargo la información que se desprende del INE es oro puro para el gobierno y otras muchas instituciones.

Pues bien, imaginemos que el INE es una especie de red social analógica donde los usuarios registrados son los españoles ¿qué pasa cuando la comparamos con las redes sociales digitales?

Usuarios Trabajadores Usu. / Trab.
INE 47.129.783 4.175 11.289
Linkedin 160.000.000 3.458 46.270
Facebook 1.110.000.000 4.619 240.312
Twitter 288.000.000 900 320.000
Whatsapp 465.000.000 55 8.454.545

Vemos que Facebook, con pocos más trabajadores que el INE, puede procesar, cruzar y sintetizar datos de muchísima más gente y, si no ha sucedido ya, es cuestión de tiempo que sus datos sean más completos de los que puede ofrecer el INE.

Ahora bien, el paralelismo de Facebook con una encuesta es fácil de ver, tienes un apartado para poner donde trabajas, otro para tu edad, botones de “me gusta” para manifestar preferencias, etc, etc.

Pero sin nos quedamos ahí podríamos menospreciar casos como el de Whatsapp al considerar que por ahí solo hablamos y los datos no están estructurados.

Eso no es así, Whatsapp sabe tan bien como Facebook donde trabajas, sólo tienen que ver desde donde te conectas en horario laboral.

Y es que la gran ventaja de las redes sociales sobre una encuesta es que mientras que lo que respondes en un formulario puede ser verdad a medias o quedarse desactualizado, lo que haces en el día a día no.

De hecho, Facebook no te pregunta cuál es tu artista favorito porque no lo sepa, ya sabe que estas todo el día viendo vídeos de Pitbull y Lady Gaga, si te lo pregunta es para saber si te da vergüenza y en caso que contestes otra cosa saber qué es lo que socialmente consideras correcto. Esa es una información mucho más valiosa que cuales son tus gustos musicales, si yo conozco tus pequeñas mentiras solo tengo que poner las mías a rebufo de las tuyas y verlas despegar.

La red social no necesita darte ni un ápice de credibilidad a lo que digas porque puede mirar directamente lo que haces. La red social, a diferencia de ti, no necesita creer que eres buena persona y por lo tanto te puede conocer mejor de lo que te conoces tu misma.

Cuando subes una foto de una mani contra la globalización o el derroche energético la red social no ve una reivindicación ni una declaración de principios, lo que ve es el modelo de tu móvil, cuánto tardas en consumirle la batería, cada cuánto lo cambias y qué condiciones aceptaste para tenerlo.

Correo vs Mail

El correo es otro ejemplo donde se puede ver el cambio sutil que supone llevar algo del plano físico al digital. Tanto sea correo postal como correo electrónico, el servicio de correos sabe  la dirección del remitente y la del destinatario, si no el envío no podría realizarse. Esto no ha cambiado con la era digital.

Lo que ha cambiado es que el valioso grafo de relaciones humanas que dibuja esas idas y venidas de correos en vez de estar enterrado entre toneladas de papeleo ahora está perfectamente disponible y ordenado. Haber intentado confeccionar dicho grafo a mano consultando los registros del correo postal habría matado de aburrimiento a cualquiera antes de conseguirlo, y sin embargo ahora ese trabajo se hace solo. En papel lo difícil era hacerlo, en digital lo difícil es que no este hecho. No es realmente necesario leer el contenido del correo para que la diferencia ya sea abismal.

Pero si incluso pensamos en lo que es leer esos correos también antes se hacía, la diferencia es que antes necesitabas muchísimas personas para hacerlo, una jerarquía, una red esparcida por toda la geografía… y el proceso era largo y tedioso, ahora sólo necesitas un programa informático buscando palabras claves y un puñado de personas de confianza.

Si recordáis, cuando estallo el escándalo sobre el espionaje masivo realizado por EEUU, Merkel exclamo que la NSA era como la Stasi. No erraba el tiro, pero en realidad hay una gran diferencia:

Población Agentes Pob. /Ag.
Stasi 16.111.000 68.000 237
NSA 316.017.000 35.000 9.029

La Stasi viniendo de una población casi 20 veces menor necesitaba casi el doble de agentes, y sin embargo estaremos todos de acuerdo en que la NSA espía más allá de lo que jamás se habría atrevido a soñar la Stasi.

Por otro lado, si la necesidad de sicarios desciende entonces tengo que repartir entre menos y por lo tanto las posibilidades de concentración de poder aumentan.

Proteger nuestros datos

Llegados aquí es imposible no pensar en que la ciudadanía debe concienciarse y proteger sus datos. Que por ejemplo las personas usen programas de cifrado para sus correos electrónicos, pero la seguridad de un cifrado no sólo depende de lo bueno que sea sino de las ganas y recursos destinados a descifrarlo.

Como hemos dicho al principio, tú no importas como individuo, si no como miembro de un colectivo mayor. Las ganas y recursos destinados a romper un cifrado en la actualidad no son nada comparado con las ganas y recursos que se destinarían a romperlo si algún día se extiende su uso.

Cifrar tus correos te protege más porque al hacerlo te sales de la corriente más que por el propio cifrado en sí. Por tanto que la mayoría se sume a una práctica minoritaria que actualmente consideramos segura no garantiza en nada una solución.

La vida cotidiana en la red no tiene protección posible.

Hemos de reconocer que si las leyes e iniciativas privadas que buscan monitorizar nuestro comportamiento en la red tuvieran por objetivo a aquellas personas que se salen de la norma el momento perfecto para hacerlo habría sido hace 30 años, no ahora, ¿quién estaba en la red hace 30?.

El interés de estas iniciativas hacia internet en la actualidad se debe a que la red empieza a ser un medio masivo como cualquier otro, con la diferencia de que en éste es mucho más fácil conseguir y procesar datos.

Las élites buscan controlar internet ahora y no antes no porque vayan a la zaga, no porque internet sea una amenaza, lo hacen ahora porque es ahora cuando merece la pena, lo hacen ahora porque es ahora cuando está la masa en internet y no antes.

El software libre (parte 1)

Otra posibilidad que nos podemos plantear es que el origen de la minería de datos (que es como se llama a esto de recolectar y analizar datos) está en las empresas privadas que se dedican a ello, y por lo tanto lo que tenemos que hacer es ir abandonando estos servicios para pasar a usar servicios libres, es decir, que el futuro es el software libre.

Sin embargo, en muchos casos el software libre es el pasado, no el futuro. Veamos como ejemplo la mensajería instantánea.

XMPP es un protocolo de mensajería instantánea inventado en 1998, y con licencia libre desde el año 2000. La mayoría y más antiguas implementaciones son libres, sin embargo lo más probable es que lo hayáis usado bajo alguno de sus derivados cerrados: el chat de Gmail, el chat de Facebook, Whatsapp, Telegram, etc, etc.

Y es que la gran mayoría de los chats privativos son versiones de XMPP cerradas.

Pero lo realmente curioso es que aunque Whatsapp apareció 11 años después que XMPP es ahora cuando la gente se pregunta cómo ha podido vivir antes sin mensajería instantánea.

Es más, 15 años después de XMPP, aparece Telegram, el que es anunciado, y tomado por muchos, como la alternativa “libre y segura” a Whatsapp a pesar de que sigue siendo una implementación cerrada.

La cuestión es, ¿por qué estas compañías cierran un protocolo como XMPP? ¿Por qué la gente usa implementaciones privativas de cosas que eran libres desde hace años? La respuesta es prácticamente la misma: para crear comunidad. Me explico, XMPP es un protocolo federado, eso significa que es como el correo electrónico, es decir, aunque tu cuenta de correo sea @yahoo y la de tu amigo sea @gmail nada impide que os podáis mandar mails del uno al otro. Lo mismo pasa con XMPP, no hay ningún impedimento tecnológico para que un usuario de Whatsapp no pueda chatear con uno de Facebook, Telegram o cualquier otra red basada en XMPP.

El único impedimento es que las empresas que hay tras estas redes cierran ex profeso sus servidores, pues sólo si cierro mi servidor todos los usuarios estarán en mi servidor, y sólo así puedo hacer cosas como que nada más instalarse la aplicación te diga que personas de tu agenda tienen Whatsapp sin que tengas que añadir a nadie a mano, te puedo decir cuando se conectaron por última vez, cual es su foto y cosas así, solo si cierro el servidor garantizo que es mi aplicación tanto la que manda como recibe los mensajes y por lo tanto puedo añadir funciones, como mandar fotos, localizaciones y todo lo que se me ocurra, porque sé que ambas aplicaciones son la misma y se van a entender.

Es decir, aunque la principal justificación que oirás a alguien para usar Whatsapp es que necesita estar comunicado, esa necesidad estaba solucionada desde hace 16 años y a nadie le importaba, lo que no estaba solucionado era todo lo demás, la “comunidad”, el usar todos la misma red, el mismo programa, el mandarse fotos graciosas.

Y como estamos viendo, es la comunidad masiva en su día a día en la red la pieza fundamental en lo que estamos hablando hoy.

El software libre (parte 2)

Pero es que además incluso cuando el software libre gana la batalla el problema persiste. Pongamos como ejemplo wordpress, el software libre más usado para la creación de blogs. Indudablemente la inmensa mayoría de las web de los movimientos sociales están montadas sobre wordpress.

Pues bien, spider.pl es un programa informático que he hecho en mi tiempo libre, no es nada del otro jueves y de hecho, aunque ocupa sólo unas 300 líneas, de estar bien hecho sería mucho más pequeño. Este programa ha estado ejecutándose durante un tiempo en mi casa, desde una Raspberry Pi (un miniordenador de baja potencia que cuesta menos de 40€).

Lo que hace este programa es visitar sistemáticamente las web del 15M buscando datos que recopilar.

Por ahora ha visitado 60.000 páginas, recopilado 11.000 direcciones de correos y 1.700 teléfonos, también se guarda en qué pagina en concreto aparecen dichos datos y por lo tanto puedes saber cuántas veces es citado un dato.

El número de teléfono que más veces aparece es el de Legal Sol, seguido por el de distintas PAH y la oficina precaria, pero de ahí para abajo empezamos a ver números de personas particulares que simplemente con meter en tu agenda de contactos y encender el Whatsapp podrás ver su foto y su nombre. Y si buscas su teléfono en Google no te extrañe acabar averiguando donde viven gracias a algún anuncio de “alquilo habitación” o algo similar.

Este es sólo un ejemplo poco imaginativo, ya que como he dicho lo interesante no es saber quién es fulano o mengana en concreto o qué hace en sus días de activista, sino todo lo demás.

Pero lo que quiero mostrar es que la clave del asunto es que el medio digital es por su estructura una base de datos en sí misma. La minería de datos, que es como se llama a este proceso de recolectar y procesar datos en la red, es consustancial a la red.

La existencia de empresas privadas que se dedican a ganar dinero con ello es una consecuencia de la minería de datos, no una causa. Primero apareció el problema y luego las empresas que se dedican a sacar beneficio de ese problema, no al revés.

Si por alguna circunstancia milagrosa no existieran estas empresas y todo el software fuera libre el problema seguiría ahí, simplemente quienes ahora comprar los datos ya sintetizados a Facebook tendrían que procesarlos ellos mismos, nada más.

Youtube vs TV

La última esperanza que nos queda es que los efectos positivos de la red compensen a los negativos. Pero recordemos que estamos hablando de la vida cotidiana, no de usos individuales o alejados de la norma.

Así que un ejemplo de esta índole que se me ocurre es Youtube frente a la televisión. El argumento sería que Youtube permite emitir a cualquier persona mientras que la televisión es un medio unidireccional que aborrega a la gente obligándola a ser mera espectadora. Así que hemos ganado en diversidad y en actividad.

Sin embargo, por mucho que suba el número de vídeos publicados en Youtube la estadística palidece comparada con el número de visionados.

Vemos que cada vez hay más gente mirando en proporción a la gente que está creando (y esto es algo que se da en cualquier red social de envergadura) pero es que además esta gráfica tiene truco: la línea roja está en millones y la línea azul en miles, es decir, mientras que en un día se suben 144.000 horas a la vez se están visionando 200.000.000 de horas de vídeo.

Por otro lado los datos de audiencia y comportamiento del espectador que recoge Youtube son cienmil veces más completos que los que pueda hacer cualquier televisión, y ni siquiera ha de preocuparse de generar el contenido.

Aún así podemos pensar que sigue siendo una mejora que la gente pueda elegir entre 200.000.000 de horas al día para ver en lugar de la tele, podemos centrarnos en que habrá más diversidad.

Entonces hay que preguntarse, ¿por qué el sistema quiere aborregarnos? ¿Por qué quiere que nos pasemos el día hablando de fútbol o prensa del corazón? Porque no tenía capacidad de procesamiento y reacción ante la diversidad, el gobierno no puede poner un espía en cada bar para oír qué se dice, y si pudiera y lo que se dice son muchas cosas distintas por muchos tipos de personas distintas, no podría fundir a tiempo todo eso en algo que le sirviera para vendernos la moto, y tampoco tendría medios para dar respuestas individualizadas demasiado concretas. Por eso necesita eliminar variables de la ecuación, y necesita que la mayoría se ajuste a un prototipo de ciudadano.

Pero si la gente deja de quejarse en el bar para quejarse en la red entonces si puede ponerles espías a todos, si puede sintetizar todo en tiempo real, y puede generar tantas respuestas como necesite y tiene los medios necesarios para hacerlas llegar individualmente, personalizadamente y en paralelo y cada vez lo hará mejor.

La diversidad en la red no es una amenaza al sistema, es otro recurso a explotar.

Conclusión

Lo que hemos hablado hoy es sólo el principio, la próxima fase de la red es lo que se está llamando “el internet de las cosas”, es decir, que todo esté conectado.

Los seres humanos son imprecisos, limitados y sesgados a la hora de definirse, pero sus cosas no. Si quiero saber tu posición sobre el calentamiento global, los transgénicos, el trabajo esclavo infantil, etc., puedo preguntarte para saber cómo te ves a ti mismo o que consideras socialmente acertado, pero para saber la verdad lo que haré es conectarme a tu nevera, a tu aire acondicionado, a tu móvil, a tu historial de compras, a tu coche, etc.

Pensamos que el gran hermano es que los libros revolucionarios están prohibidos y tenemos que hacer el hacker para bajárnoslos de la red y si nos pilla la NSA nos arruinará la vida manipulando nuestra cuenta bancaria o haciendo que nos explote el microondas a distancia.

Pero en el verdadero gran hermano los libros revolucionarios no están prohibidos, están en Amazon, y no te los bajas haciendo el hacker si no que los lees cómodamente desde tu ebook, un ebook que ni espía tus ideas políticas ni va a perder el tiempo en mirar si el libro va de hacer bombas porque sabe por otros datos que eres un cacho pan que no mataría ni a una mosca, tampoco guarda tu nombre o dni en ningún lado, eso sí, recopilará cuánto tardas en leer una página, cuál es la estructura de las frases que subrayas, qué palabras necesitas buscar en el diccionario y cosas por el estilo, diseñando, ajustando y actualizando el algoritmo que crea los discursos a los que no vas a poder resistirte.

Puede que nosotros hayamos perdido la confianza en nuestros gobiernos, pero ellos confían en nosotros más que nunca. Y si la confianza da asco, la confianza absoluta da asco absoluto.


Fuentes y bibliografía:

abr 222013
 

En este articulo vamos a intentar argumentar por qué la afirmación “tenemos lo que nos merecemos” es falsa. Para ello voy a utilizar algunas ideas que se exponen de forma más detallada en otros textos. Por mayor brevedad aquí solo se citarán ejemplos concretos y de manera asertiva pero se espera que los interesados en contradecirlos lean antes los artículos fuente.

1- “- Si todos aportamos un poco…” “- Si todos vais a aportar un poco entonces no hace fata que yo aporte nada”

ver El problema de la acción colectiva de Roger Senserrich

Por un lado tenemos un bien común que al ser indivisible beneficiará a todos los individuos con independencia de que hayan colaborado o no en su consecución, y por otro lado tenemos una acción colectiva que por definición permite a cada individuo que lo desee presuponer que por “uno menos” no va a pasar nada.

Es decir, si tenemos una acción colectiva de N personas cada individuo para optimizar su beneficio/inversión querrá ser la N+1 persona, aquélla que no cambia el resultado si no hace nada, en otras palabras, aquélla que en caso de fracaso no pierde absolutamente nada y no tiene culpa de nada y que en caso de éxito obtiene el mismo beneficio que el resto más el de haberse ahorrado el coste asociado a la acción colectiva.

En estas circunstancias el estado (y su poder sancionador) surge por demanda de una multitud de individuos que encuentra en la obediencia/coacción la manera más barata de obtener bienes comunes sin tener que asumir los costes de coordinarse voluntariamente o de inhibir su deseo de ser el individuo N+1.

2- El bipartidismo no genera corrupción, solo la visibiliza

ver ¿Menos bipartidismo es menos corrupción? de Pablo Simón

Para que un partido destape o explote medianamente la corrupción de su oponente se han de dar dos condiciones:

  1. (medios) Contar con los recursos necesarios para hacerlo
  2. (incentivos) Acaparar todo el beneficio derivado de ello

En el bipartidismo estos dos ejes se maximizan ya que los dos grandes partidos cuentan con grandes recursos (por su tamaño, su financiación, su eco mediático, por estar eventualmente en el gobierno, etc.) y porque la caída de uno conlleva automáticamente la victoria del otro.

En un sistema multipartidista los recursos están más repartidos y hay que pensarse muy mucho como gastarlos. En este sistema la caída de un partido no tiene porque conllevar la victoria automática de otro, de hecho, si tenemos tres partidos (A, B y C) y A empieza una campaña contra B y éste contesta con el “y tu más” puede que finalmente será C quien recoja los frutos y, lo que es más importante, sin hacer nada, por lo tanto A no esta tan motivado a airear la corrupción de B como en un sistema bipartidista.

3- No es corrupción si caen migajas

ver ¿Por qué no castigamos la corrupción? de Gonzalo Rivero, Pablo Barberá y Pablo Fernández-Vázquez

La corrupción no será castigada siempre y cuando tenga algún beneficio para el comercio local de la zona. No importa en absoluto si éste es a corto plazo y previsiblemente se esfume cuando se pinche la burbuja de turno.

La transparencia no contrarresta este comportamiento ya que al electorado no le importa la corrupción (no le importa si esto o aquello es legal), lo que quiere es no quedarse fuera del reparto de la tarta.

La corrupción urbanística es tan exitosa porque siempre genera un gran número de beneficiarios indirectos entre el electorado mientras que cosas como la financiación ilegal o la apropiación indebida pueden llegar a ser castigadas severamente si el electorado tiene información suficiente como para saber que el único beneficiado ha sido el infractor, en caso contrario estos delitos también pueden ser perdonados.

4- La decisión más eficiente es la que se toma con menos información

ver Teoría económica de la acción política en una democracia de Anthony Downs

La información es un articulo de coste elevado. A todos los agentes les es mucho más barato ser informados que informarse, y sobre todo les es más provechoso.

Si un partido político desea saber qué quiere el ciudadano tendrá que invertir grandes recursos para averiguarlo (tendrá que informarse) y además el retorno de esa inversión es muy poco previsible y difícil de cuantificar al tratarse de un campo tan heterogéneo.

La relación de un partido político con un grupo de presión es totalmente opuesta. El grupo de presión informa al partido activamente liberándole de esta tarea, puede ofrecer una suma cuantificable y previsible de votos, además es un conjunto homogéneo fácilmente tratable como una unidad.

Otra diferencia es que el grupo de presión sabe muy bien lo que quiere y cuáles son las medidas necesarias para ello, ha reflexionado a fondo sobre el asunto, ha hecho estudios, se ha informado, conoce las consecuencias, ha sopesado los contras y esta dispuesto a aceptarlos, etc., mientras que el ciudadano no ha hecho nada de esto, sólo tiene ideas vagas sobre conceptos abstractos como justicia, bienestar, prosperidad, honradez, sentido común, etc.

Ejemplo: El partido X puede tratar al grupo de comunicación Y con el mismo esfuerzo o menos que trataría al ciudadano Z, pero Y puede ofrecer un millón de votos y Z sólo 1, además la lista de reivindicaciones de Y es mucho más concreta, coherente y fácil de satisfacer.

Desde la perspectiva del votante tenemos más de lo mismo. Si el ciudadano quiere informarse deberá invertir tiempo y esfuerzo e investigar las distintas opciones, sus interrelaciones, sus intereses, sus propuestas, la viabilidad de dichas propuestas, etc. También se vería obligado a posicionarse claramente sobre temas que entran en conflicto tanto entre sí como con su forma de vivir y el buen concepto que tiene sobre sí mismo. En cuanto al retorno de esa inversión se vive una situación análoga a la descrita en el punto 1.

Sin embargo, si opta por ser informado le llegaran menos opciones, más sintéticas y en forma de conclusiones separadas a aceptar o rechazar. Esto le facilitara enormemente la toma de decisiones que incluso podrá hacer de forma emocional y/o atendiendo a ideales y conceptos abstractos, lo que le evitará cualquier esfuerzo intelectual que pudiera conllevar afrontar los conflictos internos mencionados en el párrafo anterior.

También conseguiría que su inversión sea la mínima necesaria para emitir un voto (o no-voto) y eludir cualquier responsabilidad sobre un resultado adverso sin que por ello se deje de beneficiar de cualquier hecho positivo que pudiera surgir.

5- Es imposible que una minoría controle a la mayoría contra su voluntad

ver Discurso sobre la servidumbre voluntaria de La Boétie

Simplemente el control por parte de una minoría requiere necesariamente de la colaboración voluntaria de la mayoría. No nos dejemos engañar cuando esa colaboración se articula en forma de pasividad y obediencia, sigue siendo colaboración voluntaria.

6- No se apela a los valores humanos para evitar la corrupción, si no para poder delegar

ver Tratado político de Baruch Spinoza

Ningún asunto sobre el bienestar común puede estar confiado a la destreza o a la buena fe de alguien (gobernadores, gobernados, jueces, legisladores, votantes, etc, etc, absolutamente nadie).

Llegar a la eficacia delegando en los “más capaces” para organizar los asuntos públicos,  evitar la corrupción seleccionando a los “más honestos” para gobernar o instaurar el orden facultando como organismo vigilante/sancionador a los “más íntegros” es del todo ingenuo.

Si A corrompe a B el problema de fondo no es la honestidad de B, si no que A tiene:

  • (incentivos) B puede cambiar una ley a su favor
  • (medios) Recursos suficientes para comprar a B

En otras palabras, B es un colectivo lo suficiente pequeño y/o homogéneo como para que A tenga los medios (o la afinidad) que requiere ganarse el favor de al menos un sector de B suficiente significativo como para influir en las decisiones finales de B sobre un tema en el que tiene autoridad y del que A puede obtener beneficios que compensen lo que le esta costando presionar a B.

La solución es diseñar un B que por su estructura, composición y potestades no pueda hacer nada si no es a través del bien común, quieran o no quieran los individuos que lo integran, sean idiotas o listos, honestos o no, ni que conste de ninguna parte suficientemente pequeña y decisoria como para que haya un A con la motivación y los recursos necesarios para influirla artificialmente.

Cualquier forma de delegar los asuntos públicos en menos personas de lo que exigiría lo anteriormente descrito responde a satisfacer el deseo de algo imposible, que otros se hagan cargo de tus asuntos como si lo hicieras tu mismo. Este deseo de liberarse de las tareas sin renunciar a los beneficios de verlas ejecutadas a nuestro favor es lo que hace necesario los conceptos abstractos o “ideas fuerza” (justicia, honradez, integridad, etc) que puedan dar credibilidad a semejante utopía.

7- Los individuos están programados para pensar que son mejor que los demás

 ver Ilusión de superioridad de Juan Ignacio Pérez Iglesias

La mayoría de la gente tiene mejor opinión de sí mismo que de los demás, sin ningún tipo de fundamento ni nada por el estilo, simplemente su cerebro les hace creer tal cosa para que no se depriman.

8- Un tren de vida que solo se puede pagar a precios bajos

ver slaveryfootprint.org

Cada habitante del mundo desarrollado necesita una media de 30 esclavos del 3º mundo para mantener su tren de vida (móvil molón, ropa guay, vacaciones exóticas, viajes cómodos y rápidos, ocio supercool, etc. etc.)

9- Opino lo normal y lo opino especialmente bien

ver El efecto 3º persona en campaña electoral de Mercedes López-Sáez, José Luis Martínez-Rubio y Ana V. Arias

La gente tiende a explicar su comportamiento y el de los demás de forma que el balance resulte halagador para uno mismo y la persona quede en buen lugar. Cada uno expresa una opinión en función de lo que piensa que es más probable que los demás opinen y donde evalúa la opinión de los otros en función de suya propia.

Para moverse en esta nebulosa de tener lo bueno de ser normal sin lo malo de ser vulgar, disfrutar de lo bueno de ser especial sin lo malo de ser raro, poder opinar lo mismo sin ser un borrego, opinar distinto sin estar equivocado, etc, etc, el individuo dispone de varias herramientas que usara según le venga mejor:

  • Efecto tercera persona: La gente en general es más influenciable que yo
  • Sesgo falso consenso: Mis ideas son de sentido común, mis creencias están entre las mayoritarias, mi comportamiento no es peor que la norma…
  • Sesgo falsa singularidad: Mis virtudes son escasas en el conjunto de la sociedad, mis ideas diferentes lo son por ser mejores, mi comportamiento es mejor que la norma…
  • Conformidad superior del propio comportamiento: No soy ni mejor ni peor que los demás, si eso el primero entre iguales
  • etc, etc

Las respuestas de los sujetos se ajustan a una situación de comparación social de la cual hay que salir siempre victoriosos.

Ejemplo: Como los demás votantes son unos borregos (efecto tercera persona) yo tengo que reajustar mi voto, lo que entre otras cosas significa que no votare tan informada e independientemente como me gustaría porque no serviría de nada, pero que quede claro, yo poseo esa virtudes que no tienen esos borregos (falsa singularidad) aunque luego no las ejerza, o al menos tanto como quisiera, debido a que eso seria tirar mi voto y lo normal y de sentido común es votar como lo hago (falso consenso).


Mis reflexiones:

- El individuo no le importa la corrupción (punto 3) y como se cree mejor (punto 7) pero pasa totalmente de informarse y/o enfrentarse a su doble rasero (punto 4) la manera de ejercer su superioridad moral quejándose de la corrupción es ser informado pasivamente (punto 2) y ser capaz de diluir su responsabilidad entre todos los demás (punto 9).

- La mayoría, tomada uno a uno, se niegan a colaborar los unos con los otros a la vez que no quieren renunciar a los beneficios de esa colaboración (punto 1), así que se someten voluntariamente para obedecer (punto 5) ya que la obediencia es la única manera de coordinación colectiva compatible con la idea de que se podrá gorronear suficiente pero sin ser gorroneado demasiado y que deja espacio a cada individuo para seguir creyéndose mejor que el resto (punto 7).

- El individuo quiere bienes colectivos (punto 1), bienes individuales (punto 8) y tener un buen concepto de si mismo (punto 7) así que no le queda más remedio que percibirlo a través de medios indirectos (punto 3) que le permitan inhibir lo máximo posible su responsabilidad, escusar su no oposición y legitimar su colaboración (punto 9).

- El individuo esta dispuesto a creer en lo que haga falta para delegar (punto 6) ya que así evita informarse (punto 4) y responsabilizarse (punto 8), dos condiciones necesarias para manejar con soltura los mecanismos (punto 9) que mantendrán el buen concepto que tiene de si mismo (punto 7).

- La corrupción es perfectamente eliminable (punto 6) pero un B amplio y heterogéneo como se describe arriba nos hace preguntarnos:

  • si B es el estado (o su sustituto) y es un bien común ¿quien nos obliga a colaborar para llevar a cabo B? (punto 1)
  • si la base de B le quita toda la importancia a la calidad personal de los individuos ¿qué gracia va a tener creerse mejor que el resto? (punto 7)
  • es más, si B es amplio y heterogéneo ¿no me perjudicara socialmente creerme (o incluso ser) superior? (punto 7)
  • si B es amplio y heterogéneo ¿quien me va a informar de manera sencilla? ¿como voy a tomar decisiones sin esfuerzo? (punto 2 y 4)
  • si B funciona ¿como me voy a enriquecer? (punto 3)
  • ¿qué pasa con la servidumbre voluntaria? ¿la tendré que abandonar? (punto 5)
  • ¿sin corrupción no aumentara el precio de lo que consumo? (punto 8)
  • ¿Y si B es tan amplio que tengo que formar parte activa de él? ¡Me quedare sin excusas  para mi comportamiento! (punto 9)
  • etc. etc.

- No se acepta ninguna carga (informarse, decidir, colaborar, etc) ni se renuncia a ningún beneficio (bienes comunes, migajas de las corruptelas, gadgets, etc.).

Conclusión:

Tenemos lo que queremos, lo cual no tiene nada que ver con lo que nos merecemos.

Es vital entender que la realidad se encuentra entre la espada y la pared, donde la espada es lo que quiere la gente y la pared lo que está dispuesta a hacer, sin desplazar al menos uno de estos dos ejes la realidad no tiene más espacio que el que ya ocupa.

No es que “lo que hay” sea la única posibilidad, ni tampoco es que sea la mejor, es que “lo que hay” es la respuesta directa a los exigencias irrenunciables de las personas.

Obviamente tener lo que se quiere no significa “tener todo lo que se quiere” pero sí que es el deseo y las prioridades de la gente la que conforman e imponen la realidad dada, no las malvadas corporaciones, ni los políticos ineptos ni los poderes facticos ni la ley electoral.

Lo que impide conservar o conquistar algo es preferir aquello a lo que habría que renunciar para conseguirlo, que como hemos visto en los 9 puntos anteriores no carece de atractivos.

Al fin y al cabo ¿Qué mejora cualitativa en cuanto a la democracia puede acometerse sin que se vea seriamente comprometido el modo de vida y el buen concepto que tiene la gente sobre sí misma?

abr 082012
 

¿Para que sirve una ley de transparencia?

Una ley de transparencia sirve básicamente para que los ciudadanos sepan que demonios hacen con su dinero y, si es que es posible, para que a los políticos se les caiga la cara de vergüenza.

Este video te puede ayudar a comprender su importancia y alcance.

¿España tiene una ley de transparencia?

No, y de hecho es el único país europeo de mas de un millón de habitantes en esta situación, lo cual supone un gran retraso.

Para que te hagas una idea, la primera ley de transparencia fue en 1766 en Suecia.

¿Esto puede cambiar?

Si y no.

El pasado lunes 26 salio un anteproyecto de la ley en esta materia pero tan plagado de carencias que supone mas un acto simbólico que otra cosa.

Sin embargo este anteproyecto de ley si es pionero en una cosa, es el primero en España que esta sometido a consulta popular.

Esto significa que tienes hasta el próximo martes 10 para hacer tus enmiendas y exigir una ley mucho mas amplia y digna.

¿Qué mas necesito saber?

Puedes leer el anteproyecto en www.leydetransparencia.gob.es/anteproyecto. Es un texto corto y accesible, de hecho si lo prefieres puedes descargar este pdf que impreso en formato folleto te ocupara solo 3 folios.

En la misma web, en la sección consulta publica podrás dejar tus apreciaciones y demandas con un máximo de 1024 caracteres por cada uno de los 4 capítulos.

Si necesitas documentarte para juzgar este anteproyecto te recomiendo la consulta de los siguientes links

¿Puedo sumarme a alguna acción colectiva de respuesta?

Si, tienes varias posibilidades:

  1. Puedes firmar esta petición de avaaz.org para que rehagan el anteproyecto por completo
  2. Puedes responder a la consulta publica usando la propuesta desarrollada por la organización acces-info.org
  3. Puedes contestar a la consulta publica copiando y pegando (o modificando) las respuestas que he preparado para este artículo y encontraras mas abajo.

Recuerda que cada capitulo le corresponde una respuesta de máximo 1024 caracteres, por eso son tan sintéticas.

Capítulo 1: Transparencia

Falta:
1-Reconocer el derecho de acceso a la información como derecho fundamental
2-Reconocer el principio de publicidad de toda la información en manos de las instituciones públicas. En caso de haber limitaciones el órgano competente debe estar obligado a ponderar entre el interés protegido y el interés público pudiendo prevalecer la revelación de la información
3-Todas las instituciones públicas deben verse afectadas por la ley, debe incluirse la Casa Real y las funciones no administrativas de instituciones públicas
4-Incluir a los Partidos Políticos
5-Las instituciones públicas deben también publicar:
5.1-Calendario, agendas y actas de reuniones públicas: plenos de ayuntamientos, asambleas legislativas y congreso de diputados, consejo de ministros...
5.2-Listado de información en su poder: bases de datos, registro y todo documento en cualquier formato
5.3-Especificar si los miembros de los gobiernos, órganos superiores o directivos ejercen otros cargos públicos y/o actividades privadas retribuidas

Capítulo 2: Derecho de acceso a la información

Falta:
1-Cambiar la definición de información por simplemente: toda la información registrada/archivada de cualquier forma, elaborada o recibida, y en posesión de las instituciones públicas
2-Eliminar el articulo 10.1 y 13 y los límites incluidos en el articulo 9 ya que la única limitación ha de ser el artículo 105.b de la Constitución Española
3-En caso de conflicto establecer una prueba de daño y de interés público y la posibilidad de acceso parcial cuando solo parte de la información dañe el interés protegido
4-Sustituir el silencio administrativo negativo por positivo
5-Obligatoriedad de publicar la información cumpliendo open data, bajo licencias de propiedad abiertas, en formatos accesibles que permitan su descarga, redistribución y reutilización y que se puedan encontrar por las aplicaciones de búsqueda comunes en Internet
6-Las Unidades de Información han de estar obligadas a publicar en su web el registro de solicitudes de acceso a la información, las respuestas o las denegaciones y sus causas

Capítulo 3: Buen Gobierno

El Buen Gobierno debería tratarse en otra ley especifica. Aun así falta:
1-Incluir como infracción muy grave dar estimaciones del seguimiento de una huelga antes de publicar proactivamente el número de bajas/altas en la seguridad social provocadas por dicha huelga
2-Las infracciones del artículo 26.2 apartado a) y c) y del articulo 26.3 apartado a) han de ser muy graves
3-El absentismo laboral sin causa justificada debe incluirse como falta grave
4-La sanción del artículo 27.2, apartado a) no puede darse como única sanción
5-Eliminar del artículo 28.2 el tratamiento especial que reciben los miembros del Gobierno o de Secretariado de Estado. El órgano competente ha de ser el mismo para estos casos y para los demás
6-Se deberá publicar proactivamente en el portal de transparencia:
6.1-Los regalos recibidos, sin importar su naturaleza
6.2-Los infractores, la infracción cometida y sus correspondientes sanciones
6.3-Estadísticas de corrupción en los entes públicos: ministerios, ayuntamientos, empresas...

Capítulo 4: Otras disposiciones

Falta:
1-El órgano de revisión ha de ser independiente, conocer los recursos de denegación de información, velar por la implementación de esta ley y promocionar el derecho de acceso a la información. Su presidente se nombrará por mayoría simple en elecciones populares cuatrienales
2-Esta ley debe ser la base de la transparencia, cualquier regulación específica solo podrá ser más garantista, no podrá establecer mayores limitaciones ni peores condiciones
3-Incluir en el control de retribuciones también a los miembros de órganos de gobiernos autonómicos
4-Incluir medidas de protección para los denunciantes de corrupción en la administración pública
5-Incluir sanciones para:
5.1-los funcionarios que no cumplan sus obligaciones de publicación o no contesten a las solicitudes
5.2-las violaciones del derecho de acceso a la información pública y la destrucción de documentos
5.3-las instituciones públicas, miembros de gobierno, órganos superiores o directivos que deliberadamente oculten o manipulen información